Número ochenta y seis

Sin rumbo sigues tu vida.
Sin rumbo dejas mi vida.
Trazas con tiza blanca tu circulo de tranquilidad y vives intranquila.
Caminas. Me olvidas.
Y otro circulo vuelves a trazar.
Solo te pido que me dejes los recuerdos de todas las sonrisas que me negaste.

Publicado con WordPress para BlackBerry.

Dejame un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s